Otro vil y descarado intento de tapar el sol con un dedo

Tuvo que ser un ciudadano quien denunciara a Elvira

Local 12 de diciembre de 2022 Jesús Marín

elvira web

Tuvo que ser un ciudadano quien interpusiera la demanda de enriquecimiento ilícito de Elvira, la doña del ex gobernador. La jefa de jefas de la pasada administración. La real gobernadora de este latifundio del PRIAN, conservador hasta la vergüenza. 

¿Neta? Tuvo que ser un ciudadano, que digan el nombre para felicitarlo por los webos de denunciarla, por su valor. 

Entonces ¿Qué o para qué chingaos sirve la Fiscalía Anticorrupción? Y los otros dos poderes, el judicial y el legislativo, los sindicatos, las asociaciones de profesionistas, ciegos y cobardes durante el sexenio de la rata wera. Calladitos y hartos maceados, cómplices directos o indirectos, de las transas, desfalcos y raterías ¿Qué no era evidente?

A todas luces y vista pública era sabido. Una verdad a gritos. Lo sabíamos todos en Durango. La prensa oficial chayotera. El Congreso localito de ese sexenio. La Fiscalía y el Tribunal Supremo. Hasta un perrito en la calle. Incluso hasta Putin, allá en la Rusia. Pero el actual gobierno, el maravillo, sensible y chulo gobernador Villegas es sordo y ciego. Cobarde como todo buen gobierno priista, se hace pendejo. Y se siguiera haciendo. Terco en NO proceder contra Aispurrio, el responsable directo del desfalco, de la millonada de millones que Aispuro y su banda de delincuentes comandada y controlada por su ñora, robaron a Durango. 

Villegas no hará absolutamente nada. Para él, el werito, es un ser divino. Intocable. Le tiene miedo. No en sí al chaparrito. Miedo de sentar el precedente para cuando él, después de seis años, se convierta en un nuevo Aispuro. No va a proceder legalmente NUNCA, ni judicialmente, a menos que lo obliguen desde el Palacio Nacional. NO IRÁ contra el exgobernador, jamás de los jamases. El priísta gobernador es fiel a la tradición de corrupción de su partido. Fiel admirador de los ex gobernadores Ismael, Jorge y ahora José Rosas. Ahijado político de Ismael. Ismael es quien nos gobierna en la oscuridad, detrás del trono. 

Pronto, dentro de seis años, Estebandido se unirá a este selecto club. Si no al tiempo. Ojalá y me callen el hocico. Y refundan en el bote a este güero pillo. Y recuperen los millones hurtados. Confisquen las propiedades. Já. Y las vacas volarán. 

Esta carpeta abierta de investigación de enriquecimiento ilícito y muy explicable de la Doña del exgobernador es otro vil y descarado intento de tapar el sol con un dedo. No, no señor Gobernador Maravilla y sensible, Villegas, aquí el ladrón principal, por el hay que ir se llama José Aispurrio. No nos hagamos pendejos. Y salen que no pueden investigar a la doña Elvira, ni auditar al DIF, porque ella no tenía ningún cargo oficial. 

 

Te puede interesar

Espacio Libre México

Ranking

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email